jueves, 4 de agosto de 2011

La Camisa, para verte Formal !




Tomado de Elle.es
La camisa es una prenda clásica que ha variado poco desde su introducción a principios de siglo XIX. En sus inicios era considerada parte de la ropa interior, por lo que siempre debía usarse con chaqueta. Hace años la camisa era considerada mayoritariamente una prenda masculina , aunque su uso se fue extendiendo entre las mujeres.

Las camisas se pueden ser de tela, algodón, seda, con estampados de cuadros, lisas, de rayas, estampadas… Las camisas tiene varios tipos de cuellos: inglés, cuello italiano, cuello abotonado, cuello pasador, cuello postizo.

Una camisa clásica debe llevar "canesú", que es una costura vertical por la parte posterior de la camisa, necesaria para que la camisa nos quede bien adaptada. También suelen tener unas varillas o refuerzos en el cuello para que éste se mantenga siempre bien rígido.

La exhibición de la camisa como uniforme paramilitar de un determinado color es propia de los fascismos de los años 1920 y 1930, a partir de los camisas negras italianos (que a su vez tomaron la idea de los camisas rojas que impulsaron la Unificación Italiana a las órdenes de Garibaldi). Hubo blackshirts en Inglaterra y camisas negras en las SA nazis alemanas y en Finlandia.

Hoy en día, la camisa se ha convertido en un básico imprescindible dentro de la moda. Una camisa blanca es sinónimo de elegancia y da distinción a cualquier conjunto. Durante el día combinada con vaqueros y sandalias, y por la noche, más entallada acompañada por algún complemento y con tacones.

Una variación de la camisa son los vestidos camiseros que consiste en hacer de una camisa un vestido, añadiéndole un cinturón y acompañándolo de medias.

Hay un dicho sobre la camisa: ‘meterse en camisa de once varas’, que significa meterse en algo que no te incumbe. El cantante colombiano Juanes la popularizó con su canción La camisa negra.